VESTUARIOS






Uno de los mayores inconvenientes que nos encontramos los submarinistas a la hora de practicar nuestro deporte es la ausencia casi generalizada de instalaciones donde poder cambiarnos, ducharnos, dejar la ropa mientras buceamos ... Plataforma que mira hacia el mar. Foto: J.A. Pradillo

Esto fue lo que motivó al SES a querer ofrecer una mayor comodidad a los visitantes del Parque. No bastaba con las instalaciones de acceso al mar: era también necesario dotar a todo el conjunto de cuantos elementos hicieran del día de buceo una experiencia lo más gratificante posible.

De este modo se decidió instalar, a la derecha de las escaleras de acceso al mar, unos vestuarios donde poder cambiarnos con comodidad e intimidad (¡ se acabó la toalla que siempre se cae !); hay un vestuario masculino y otro femenino.

Pero qué mejor sensación, después de una inmersión agradable, que una buena ducha de agua caliente mientras nuestro equipo se seca (después de haberlo endulzado en el depósito correspondiente ) y así no hemos de mojar el coche. Un refresco, una charla y el coche a menos de 10 metros.


EL AMBIENTE.  Foto: Ángel Aranda









Página principal del SES             Página principal del Parque