Me tienes loco

 

Antes

con tu diaria presencia

ahora con tu ya

eterna ausencia

 

Me provocabas

me energiatizabas

de absoluto deseo

de llegar a casa

 

Plasmar en el

todo lo que sentía cada vez te veía

años tras años

eterna suma de días

 

Era una ansiada angustia

ahora es una angustia

que atenaza mi alma

si a verte no vuelvo

 

Voy por donde tú sabes

por todos los matorrales de cemento

olisqueando cual Podenco

a su mejor Conejo

 

vivir sin ti

podré

seguro

 

Espero que:

Los jirones de mi corazón

sean finos

para que dure más este calvario

 

Quiero volver a verte

para que seas de nuevo

la lanza con Hiel en su punta y...

llegue a mí boca el sabor de a verte no volver