Óptico amigo

 

Así ha sido

desde que nos conocimos

allá por los años 70s

a Luis Colom

 

Rindo homenaje caluroso

a quien ha sido un comerciante

honesto al servicio del público

con problemas de visión esencialmente

 

Ha sido maestro

no solo del adecuado cuido de los ojos

ha sido enseñante

de buenos modos de convivencia

 

Luis ha sido un vecino más

se integró dentro de sus posibilidades

al quehacer diario de una nueva comunidad

más grande que miles de pueblos

 

Para mí especialmente dolorosa su desaparición

porque en mi hacer reivindicativo de por lo menos 20 años

miles de fotocopias

él me las facilitaba muy adecuadamente

 

Por ello siempre conocía él

mis in-moderados pensamientos

a la búsqueda de la justicia

para mejorar Bellvitge nuestro barrio

 

Él respetó todo en mí

cosa que otras gentes “ teóricamente “ más afín

nunca han aceptado mí pensamiento

por tener alto horizonte para el pueblo

 

Este cariñoso reconocimiento a Luis

lo hago extensivo a toda su familia y...

trabajadores que tanto de él aprendieron

al igual que yo mismo.